La figura de Sergio Juán Jordán

 

El nombre de nuestra Fundación lo toma de un compañero, enfermero de vocación y grande en humanidad, quien en plena juventud nos abandonó, pero dejando una estela imborrable en este entorno de cuidados.

Desde al ámbito de la atención gerontológica, Sergio, desde su Huelva de adopción, dio vida a iniciativas formativas en el campo de las heridas crónicas, organizativas, cimentando el proyecto Ulcesur, alimentando la investigación y dando todo su ser al germen del GNEAUPP que ayudó a crecer.

Rendir este homenaje y dar su nombre a la Fundación no hace sino devolver una pequeña parte de la siembra que hizo en su vida por estos pacientes, por el avance del conocimiento en esta materia y por el orgullo profesional de un enfermero de las heridas. No tenemos duda que esté donde esté, ahora celebrará con su familia y con todos sus compañeros el nuevo paso iniciado y ayudará como siempre hizo, a construir un entorno que merezca más la pena ser vivido.